Lesiones de espaldaLesiones miembro inferiorLesiones miembro superiorNoticiasVida sana y consejos
278

¿Qué es el dolor crónico?

El dolor, es un mecanismo del cuerpo, que aunque es muy desagradable, es imprescindible, porque es la forma que tiene nuestro organismo de avisarnos de que algo no está funcionando bien. El problema del dolor, es cuando se cronifica, excediendo su labor de avisar, para mantenerse en el tiempo. A esto lo llamamos dolor crónico, y este problema lo sufre un 10% de la población.

Este dolor crónico no se atribuye a la descarga de estímulos  dolorosos desde un tejido lesionado, como sí ocurre por ejemplo, desde un ligamento del pie tras un esguince, un hueso de la muñeca tras una fractura, o un tendón del codo después de un sobreesfuerzo.

El origen del dolor en estas circunstancias se debe a la  Sensibilización Central. La Sensibilización Central es un mecanismo mediante el cual el Sistema Nervioso Central (cerebro y médula espinal) amplifica las señales que le llegan, o las genera en base a los procesos memorizados de anteriores experiencias de dolor.

Se relaciona con situaciones clínicas como la fibromialgia, migrañas, y dolor atribuido al sistema musculoesquelético.

En el caso de, por ejemplo, un dolor crónico de la mano, no son los músculos, articulaciones, nervios periféricos, tendones,… de la mano los responsables. El problema reside en el Sistema Nervioso Central encargado de recibir la información de esta zona, procesarla y generar una respuesta. Es un error, un desajuste de los mecanismos de control del dolor.

El dolor crónico es un síntoma de "desconfiguración" del sistema nervioso central.

¿Cómo tratamos el dolor crónico?

El objetivo de la fisioterapia en estos casos es volver a equilibrar estos circuitos neuronales para devolver la situación de percepción normalizada del dolor, a la vez que recuperar la función y corregir las maladaptaciones del cuerpo como consecuencia del dolor.

A su vez, la fisioterapia tiene herramientas que nos ayudan a  disminuir el dolor y a prevenir un mayor deterioro, como son:

  • Diatermia TECAR terapia
  • Masaje terapeutico, ayuda a la relajación de los tejidos blandos.
  • Las técnicas de movilización articular, necesarias para recuperar el rango de movilidad normal.
  • Aplicación de láser, por su efecto analgésico.
  • Ultrasonidos, que producen un micromasaje a nivel celular.
  • TENS, por su efecto analgésico.
  • Termoterapia, reduce el tono muscular y provoca un aumento del umbral de dolor.
  • Crioterapia, produce analgesia.
  • Programas de ejercicio físico, pueden ser determinantes en la prevención de “males mayores”.
  • Técnicas de relajación, ayudan a controlar el dolor.

Espero que esta información os sirva para entender un poquito mejor el por qué del dolor crónico, y cómo se puede mejorar. Ya sabes que en Fisiolution trabajamos para mejorar vuestra calidad de vida. 🙂

Etiquetas: dolor crónico

Posts relacionados