NoticiasNutriciónVida sana y consejos
269

Testimonio de cólico lactante

En Fisiolution tratamos muchos niños con problemas de cólico lactante y en este caso N.S. nos ha dejado un testimonio para que podáis informaros de si nuestro tratamiento sería lo adecuado para vuestro bebé:

Fisiolution y reconocimiento de cólico lactante

“Conocimos “Fisiolution” a través de la matrona de nuestro centro de salud. Decidimos ampliar información que nos animó a visitaros a través de vuestra página web.

Nuestra hija N., de dos meses y medio de edad tenía reflujo. Aunque nosotros antes de acudir a Fisiolution (en nuestro desconocimiento total sobre la problemática de la pequeña), lo achacamos a los típicos cólicos del lactante. Una vez que empezamos a acudir a las sesiones, comprendimos perfectamente la problemática de la bebé y, lo más importante, es que aprendimos la forma de mejorar su/nuestra vida.

La hora de la comida era una “pesadilla” tanto para ella como para nosotros. Lo peor venía en la hora siguiente a su toma de leche, cuando la pequeña tenía episodios muy prologados de llanto, imposibles de calmar. Su pequeño cuerpo se quedaba rígido como un palo. Nosotros teníamos muchísima impotencia de verla sufrir sin poder hacer nada por evitarlo. Además de eso, transcurrido un buen rato después de la toma la bebé, vomitaba muchísima leche. A veces con tanta fuerza que se le salía por la nariz, generando momentos de angustia y mucho malestar tanto en ella como en nosotros. Esto le ocurría casi siempre después de comer. Pero lo cierto es que a última hora de la tarde/noche era cuando sufría los episodios de llanto más prolongados. Algunas veces llegando a estar unas dos horas seguidas llorando sin parar.”

Comenzamos el tratamiento

“Cuando realizamos la primera sesión, se produjo una situación para nosotros casi milagrosa. En los siguientes días nuestra hija ya no tuvo los episodios de llanto tan prolongados. Lo cierto es que todavía tenía el vómito abundante tras las comidas. Pero nunca más ha vuelto a llorar de forma tan prolongada y tampoco se volvió a quedar con las piernas y el cuerpo rígido durante largo rato (como le ocurría antes). El cólico lactante estaba pasando y nosotros estábamos muy contentos”

Valoración del tratamiento

Desde la primera sesión notamos cambios muy importantes ya que la pequeña se mostraba muchísimo más tranquila y relajada. Según fuimos avanzando con el tratamiento, hemos notado un gran cambio en la bebé. Ahora está mucho más espabilada, sonriente y feliz. Esta claro que también influye su propio desarrollo y maduración, pero estamos convencidos de que este tratamiento ha influido de manera muy positiva en nuestra bebé. Seguimos haciendo en casa los masajitos y ejercicios de psicomotricidad que nos enseñasteis. Desde entonces disfrutamos mucho con ella. Estamos todos mucho más tranquilos de poder afrontar de una manera mejor la alimentación y el desarrollo de nuestra hija.

Sin lugar a dudas recomendaría este tratamiento de cólico lactante. Es más, considero que sería fundamental que todos los bebés lo realizasen. Este tipo de tratamientos no les hace ningún daño ni les perjudica en nada sino que mejora su desarrollo.  Ojalá nosotros hubiésemos realizado antes el tratamiento. De esta manera nos habríamos ahorrado muchos malos ratos y sufrimiento tanto nuestros como del bebé.”

Desde Fisiolution os animamos a venir siempre que tengáis cualquier duda o consulta sobre este u otros temas relacionados con tu pequeño.

Etiquetas: colico lactante, testimonio

Posts relacionados