Ejercicios y estiramientosFisioterapiaLesiones miembro superiorNoticiasRehabilitaciónTécnicas especialesVida sana y consejos
3,056

Sobre el dolor de muñeca: ¿por qué me duele y qué puedo hacer?

Hablamos sobre el dolor de muñeca. Nuestras muñecas cumplen un papel fundamental en la mayoría de actividades que realizamos cada día, ya que al pertenecer al complejo articular muñeca-mano, usamos las manos para multitud de actividades. Por ello es frecuente que aparezcan dolores y lesiones en esta articulación, dependiendo en parte de nuestras actividades. Por ello es importante conocer de antemano cuales son las patologías más frecuentes que causan dolor en la muñeca. En este artículo hablaremos de ellas y sus tratamientos.

Recuerdo anatómico

La articulación de la muñeca es muy compleja, ya que esta formada por numerosos huesos, tanto de brazo como de mano. Hay numerosas conexiones óseas entre los huesos largos del antebrazo (cúbito y radio) que se articulan con los huesos del carpo (escafoides, semilunar, piramidal y pisiforme). Estas conexiones se realizan gracias a la acción de otras estructuras como son ligamentos, tendones, músculos y capsulas.

Todas estructuras son de pequeño tamaño y su interacción es muy compleja. La correcta funcionalidad entre ellas otorga a la muñeca de estabilidad, fuerza y movilidad.

Posibles causas

Usamos las manos muchísimas veces al día para numerosas actividades de la vida cotidiana. Cuando hay algún tipo de restricción funcional suele venir acompañada de dolor. Al tener tantas estructuras las causas pueden ser muy variables. Las más comunes suelen producirse por movimientos muy repetitivos, pero también existen lesiones producidas por traumas o degenerativas como la artrosis.

Al ser una articulación tan compleja a veces resulta difícil descubrir el origen de la patología debido a las múltiples casusas que pueden originar ese dolor.

A lo largo del artículo hablaremos de las lesiones más comunes en el dolor de muñeca.

Patologías más frecuentes

Tendinitis de Quervain

Como la mayoría de patologías de origen tendinoso, la de Quervain también suele tener su origen en una sobrecarga crónica.

Afecta al tendón extensor del pulgar y al abductor largo del pulgar produciendo un dolor punzante en la base del pulgar, especialmente a la hora de sostener o agarrar objetos. Introducimos esta lesión en este artículo sobre la muñeca ya que en muchos casos en esta patología el dolor se extiende desde la base del pulgar hasta la muñeca y en ocasiones hasta el antebrazo.

En condiciones normales estos tendones se deslizan con normalidad dentro de su compartimiento tendinoso, pero cuando se produce una inflamación de dichos tendones este engrosamiento y el de las vainas tendinosas que lo recubren es lo que produce el dolor el cual va aumentado cuando realizamos movimientos de abducción y desviación cubital de la muñeca.

El origen más frecuente de esta inflamación es por movimientos repetitivos, por sobrecarga y en ocasiones por un trauma que produce inflamación en esta zona.

Síntomas:

  • Dolor en la base del pulgar y la muñeca, incrementado por sostener objetos con firmeza.
  • Inflamación y calor en la región. En ocasiones su inflamación permite que sea palpable.
  • En los estadios más crónicos puede afectarse el movimiento en su totalidad y no poder realizar las funciones propias de la mano debido a que se bloquea por completo.

Causas:

  • Movimientos repetitivos y sobrecarga. Hay trabajos manuales que requieren un gran número de ciertos movimientos que pueden llegar a provocar una sobrecarga en el tendón, como personas que utilizan mucho el ordenador. También puede tener su origen en la practica deportiva como por ejemplo golf, tenis o pádel ya que requieren de un agarre firme.
  • Origen hormonal, por embarazo o menopausia.
  • Origen reumático, gota o diabetes.

Túnel carpiano

Se produce por una compresión entre los huesos del carpo producida por la tensión del retináculo flexor de la muñeca, esta estructura protege las estructuras que están por debajo (tendones, vasos sanguíneos y nervios). Esta alteración acaba produciendo una constricción vascular y nerviosa.

Esta compresión suele ocurrir cuando algún tejido en el túnel carpiano se inflama, estrechando el espacio en la muñeca estrangulando el nervio mediano (este nervio es el responsable de la inervación del pulgar la palma de la mano y los dedos índice y corazón), produciendo hormigueo, dolor y en los peores casos parálisis de la mano.

Esta inflamación puede estar relacionada con la artritis reumatoide o con fracturas debido a traumatismos.

Los síntomas aparecen de forma gradual e intermitente, ya que la inflamación y el engrosamiento suelen ir aumentando poco a poco con el tiempo. Las funciones del nervio se van viendo comprometidas con el paso del tiempo produciendo síntomas dolorosos y hormigueos en la zona de inervación semejante a cuando se nos duerme un brazo o una pierna. Con el tiempo y la evolución de la patología los síntomas pueden aparecer en reposo.

Síntomas:

  • Dificultad para sostener objetos.
  • Dolor en la muñeca y dedos.
  • Sensación de calambres, hormigueo o entumecimiento en los dedos.
  • Pérdida de fuerza.
  • En ocasiones el dolor irradia al brazo.
  • Atrofia muscular.

Causas:

  • Engrosamiento del túnel carpiano.
  • Deformidades óseas.
  • Inflamación de los tejidos adyacentes ya sea por sobreuso, sobrecarga o traumatismo
  • Movimientos repetitivos.
  • Artrosis o artritis.
  • Cambios hormonales, durante el embarazo, por ejemplo.

Rizartrosis

Cuando el dolor aparece a la presión o cuando realizamos un movimiento de flexo extensión de la muñeca puede ser síntoma de padecer artrosis. La rizartrosis consiste en la aparición de artrosis en la articulación entre el metacarpo del pulgar y el hueso trapezoide, aunque la lesión no se encuentra en la muñeca puede referir dolor en la muñeca, a menudo también afecta a otras articulaciones incluyendo la muñeca.

Se produce por un desgaste del cartílago.

Esta lesión es altamente incapacitante, ya que afecta a la movilidad del pulgar y de la mano. Afectando a tareas tan básicas  como, abrir puertas, sostener objetos pesados, abrir botellas o botes etc., etc.

Esta enfermedad aparece de forma progresiva ya que se trata de un desgaste del cartílago, se clasifica en 4 etapas:

  1. Comienza a aparecer dolor en la zona, aunque la articulación parece normal se puede apreciar cierta inflamación.
  2. El espacio articular se ve reducido en pruebas en rayos X. Se empiezan a observar los primeros osteofitos y se aprecian cambios de forma en la articulación.
  3. La movilidad de la articulación se ve reducida, los osteofitos se multiplican y las deformidades son fácilmente visibles.
  4. Perdida de función en la articulación, se observa gran deformidad. El cartílago ha desaparecido y se produce una fricción entre huesos. Esto hace que comiencen a desgastarse las articulaciones adyacentes para compensar la falta de movilidad.

Causas:

  • Movimientos repetitivos.
  • Mayor presencia en pacientes de sexo femenino en edades más avanzadas producida por la menopausia.
  • Otras causas son por ejemplo una subluxación en el pasado, también una fractura o lesión en el tendón. Debilidad en los ligamentos estabilizadores o una cápsula laxa también son los causantes de la aparición de le la rizartrosis.

Ganglión

Cuando el dolor aparece en el dorso de la muñeca una de las causas más frecuentes es la aparición de un ganglión. Se trata de un tumor benigno lleno de líquido que está conectado a una articulación o a una estructura tendinosa.

El origen suele estar en una sobrecarga articular o la realización de movimientos repetitivos de la muñeca.

En ocasiones es palpable e incluso se puede apreciar a simple vista. Suele venir acompañado de dolor en el área y una limitación de movimiento en de la muñeca.

Estos factores varían según el estado de la lesión y del tamaño del ganglión.

Fracturas

En la mayoría de casos el hueso fracturado es el radio, pueden aparecer síntomas como la inflamación, deformidad y hematomas. Una de las fracturas más frecuentes en muñeca es la llamada fractura de colles. Este tipo de fractura suelen producirse tras una caída sobre la palma de la mano (con una extensión dorsal de entre 40º y 90º), con el antebrazo en pronación y el codo en extensión. Esta fractura produce una deformación típica en “dorso de tenedor”. Durante el periodo de inmovilización suele ser de unas 6 semanas para garantizar una correcta consolidación ósea.

Diagnóstico

Como de costumbre en primer lugar el traumatólogo o fisioterapeuta realizará un estudio para recopilar la mayor cantidad de datos para poder identificar los factores que desencadenan el dolor de muñeca.

El siguiente paso consistiría en una inspección visual de la zona, buscando inflamaciones, deformidades óseas, hematomas para encontrar el origen del dolor.

Después se deberá realizar un examen físico para comprobar la amplitud articular, capacidad funcional y rango de movimiento presente en la articulación.

Si con estas pruebas no fuera suficiente para un correcto diagnostico se procederá a la realización de pruebas por imagen, podría ser una ecografía, rayos X, resonancia magnética, dependiendo del tejido que se sospecha que podría estar dañado. Por ejemplo, rayos X para diagnosticar artrosis o fracturas y ecografía o resonancia magnética para diagnosticar tejido blando como cartílago o tendones.

En los casos en que la afectación sea nerviosa pude realizarse una electromiografía para detectar una compresión nerviosa, como en el caso del síndrome del túnel carpiano.

¿Qué podemos hacer si tenemos dolor de muñeca? Recomendaciones

Como en casi todas las patologías descritas uno de los orígenes es el uso excesivo de la muñeca. Habría que evaluar si estamos haciendo de manera correcta esos ejercicios repetitivos. Por ello seria necesario cambiar en la manera de lo posible ciertos hábitos que favorecen la degeneración de los tejidos tomando medidas que favorezcan la salud de la zona.

También es muy importante la realización de ejercicio terapéutico tanto para prevenir lesiones en el futuro como para que los síntomas mejoren o desaparezcan. A continuación vamos a enseñarte una serie de videos para mejorar esos dolores de muñeca que tanto te preocupan.

Ejercicios artrosis muñeca

Ejercicios para manos dormidas

Lesiones mas frecuentes en los eSports

Bibliografía

  1. Sergio G.B, Francisco J. P.M, Juan Antonio T.C. Guía de Buena Práctica Clínica en artrosis 2a ed act. Madrid: M&C; 2008.
  2. José́ Manuel Martin Santos. Avances en artrosis. An Real Acad Med Cir Vall 2013 ; 50: 205-214
  3. Witt, Johan, Gary Pess, and R. H. Gelberman. “Treatment of de Quervain tenosynovitis.” J Bone Joint Surg Am 73 (1991): 219-22.
  4. JARAMILLO, MARÍA CAMILA, ERICK ANDRÉS AUN AUN, and EMILIO AUN DAU. “Ganglión intratendinoso del tendón extensor común del segundo dedo de la mano, una patología inusual.” Revista Colombiana de Cirugía Plástica y Reconstructiva 26.2 (2020).
  5. Artrosis de la articulación radiocubital distal
    Polo Simóna,∗, E.P. Zancollia, L. Vicentela Iturrietaa, P.S. Rotellab y L.R. Schekera a Christine M. Kleinert Institute for Hand and Microsurgery, Louisville, KY, Estados Unidos 2015
  6. Bernardos, David Cabeza, et al. “Tratamiento rehabilitador de la fractura de Colles.” Revista Sanitaria de Investigación 2.9 (2021): 33.
  7. Zhang W, Doherty M, Leeb BF, Alekseeva L, Arden NK, Bijlsma JW, et al. EULAR evidence based recommendations for the management of hand osteoarthritis: report of a Task Force of the EULAR Standing Committee for International Clinical Studies Including Therapeutics (ESCISIT). Ann Rheum Dis 2007;66:377-88.
Etiquetas: , , , , , , , , , ,

Posts relacionados

Menú